Reflexión de una mente adolescente


Quisiera ser un ser romántico, aspirador de sueños y valores
Un alma poética, que mira la vida en colores
Que los colores son la primavera de su vida, sus experiencias
Pero es algo que no me pertenece, aunque no tiene ciencia



Soy un alma humilde, un alma simple,
Un alma que no tiene grandes problemas ni afrentas
No estoy complacida con lo que hay
Pero tampoco quiero cambiar nada,
Quiero que todo se quede igual, monótono y sin razón
Odio los cambios, las reformas, los inventos
No quiero que haya revueltas ni que tumben monumentos


Mucha gente me llama mentirosa
Porque digo que estoy de buen genio
Si fácilmente se me enoja
Pero juro que la verdad es que digo lo que creo que siento,
Son mis sentimientos los que piensan a mis espaldas
Y maquinan horribles artimañas


Soy una hipócrita de las de verdad, de buena calidad
La queja es parte de mi vida normal,
Si me satisfacen mis deseos no va a haber nada que lamentar
Soy una infeliz muy estable
Sé exactamente a quien molestar
Si solo me dejan vivir mi vida mediocre en paz


Soy una criatura que conoce el universo
Sé exactamente qué esperar y qué de mí se espera
Sé que la vida apesta y solo cambia a lo peor
Cómo lavar ropa sucia en agua de pantano
Aunque sé que mi actitud no es la mejor
Es lo único que sé hacer para poder vivir sin temor


Si Dios quiere, que Él me mande,
Pero mientras tanto no contesto llamadas
Así que deje un recado si quiere que conteste.

No comments