(Columna Periodística) Lo inevitable

     Lo inevitable

Muchos le huyen, otras la esperan con ansias, ya seas de piel clara u oscura, rico o pobre, alto o bajito, niño o niña, hombre o mujer, religioso o no, la muerte te llegará de manera inminente, esta es es el regulador general perfecto, porque iguala a todo ser humano sin importar en qué se diferencian.
Aunque se haga lo imposible para evitarla o retrasarla ella va a llegar, hará que muchos se olviden de ti y que para otros seas un simple recuerdo, rápidamente el lugar que ocupabas será tomado por otro y ni el mundo, ni las actividades de este, se va a detener por tu ausencia. Tu hermoso o feo, flaco o gordo, firme o flácido, calvo o velludo cuerpo, será comido por gusanos y tus restos polvo se harán y parte de la tierra serán, de pronto la gente no te llorará, no te visitará, no te llevará flores, pasarás a ser un simple y lejano recuerdo. No eres esencial ni fundamental para la existencia de los seres humanos, tampoco y mucho menos inmortal, así que ¿Cómo estás viviendo? ¿Aprovechando cada segundo, cada minuto, amando como si fuera la última vez, haciendo buenas obras? Al final tu cuerpo no se queda, pero como las brillantes ideas, inventos y enseñanzas tus acciones pueden mantenerse con las personas, puede que la mayoría olvide tu nombre, sin embargo las ideologías y aportes que pueda realizar va a tener más valor que tu físico, la opulencia, el tipo de diversiones que te puedas dar, tus relaciones interpersonales y esas cosas superfluas que solo se mantienen en el ahora, en un cuerda encendida en llamas la cual se gasta rápido como el vapor en segundos, es decir, acciones temporales de satisfacción intrascendentes.
Lo que tiene valor es cómo vivas, a quien sirvas, cómo impactes a otros y la manera de cómo aprovechar el tiempo que se te fue entregado para administrarlo entiendo y comprendo que eso tiene más importancia que alguna otra cosa. Vive de una manera en que se te recuerde como alguien que en vez de restar hizo todo lo contrario, y en su máxima expresión, vive como aquel que quieres ser recordado por todos. Vive una vida que luego no quieras borrar u olvidar, porque solo tienes una oportunidad. En conclusión la muerte está en nuestras espaldas e imposible de quitarla de allí somos. Todos y cada uno de nosotros necesitamos aprovechar nuestro tiempo, pensando menos en cosas que se quedan en la tumba, y más en lo que pasará después de la muerte, porque como fue mencionado previamente, ella es el regulador perfecto y no le importa quién eres, hará su trabajo y será una vez y para siempre.

No comments